dilluns, 25 de novembre de 2013

Lucha contra la violencia de género. (viñetas Forges)


Querido hombre, mi amigo...
tu valor y tu hombría no se mide por la cantidad de mujeres que te folles o tengas a tu merced,
tus congéneres huecos, que no tienen nada que ofrecer y deben tomar por la fuerza lo que no saben conquistar y mantener con valores y gracia, te han engañado, para no sentirse solos,
pero tú vales más que eso, no eres un descerebrado que piensa con la polla, no te comportes como tal.




Una mujer es un ser humano, como tú,
no un trozo de carne.

Cada vez que vayas de putas (por ej.), pregúntate si están en esa tesitura porque "quieren" o detrás hay un cerdo que hace su vida miserable para que tú te sientas mejor durante 5 minutos
(allá cada cual, pero quizás una charla con un/a amig@, y/o una paja, te saldría más barato y sería igual o más gratificante).  
Cada vez que veas/trates a una mujer como un "todocoño", recuerda de donde naciste y a la madre que te parió. 
Cada vez que oigas a tu amigo, compañero trabajo, vecino..., hablar con desprecio de una mujer;
cada vez que veas a tu amigo, compañero trabajo, vecino..., tratar con desprecio a una mujer;
pregúntate si te gustaría que tratasen así a tu hermana, a tu hija, a tu amiga, a tu compañera..., a tu madre...

No mires para otro lado, no le rías la machada, repróbale su actitud.  Tu indiferencia te pone a su nivel. 

Que no te confundan mis palabras, la mujer más débil es más fuerte y valiente que tú, "protegerla" como si fuese una muñeca de porcelana tampoco es el camino.  El camino es codo con codo, ni encima ni debajo, ni delante ni detrás, si no al lado. 
  
Necesitamos tu respeto,
no tu cobijo ni tu condescendencia.
mmha 25/11/2013
016. Teléfono de atención a víctimas de violencia de género. Es gratuito y no deja rastro en la factura telefónica.